Imprimir
Detalles: Categoría: Nuestras Terapias | Publicado: 13 Marzo 2014 | Visto: 4557

Las Esencias Florales son preparados vibracionales que conservan la cualidad energética de una flor determinada.

Constituyen profundos medios de transformación de los seres humanos, al permitirnos incorporar cualidades armónicas a nuestro ser, que se convierten en facilitadores de nuestro crecimiento personal integral. La persona que descubre y da la forma terapéutica moderna a las esencias florales es el Doctor Edward Bach (1886−1936). Consigue elaborar 38 esencias florales (conocidas como las Flores de Bach).

Tras muchos años de práctica en medicina convencional y en homeopatía, Edward Bach llegó a tomar conciencia de que lo que caracteriza los problemas físicos de las distintas personas no es tanto los muchos tipos de enfermedad existentes, sino las condiciones psicológicas que la generan. La delicada sustancia resultante se utiliza para tratar la causa de la enfermedad a un nivel sutil. Parece, sin embargo, que los descubrimientos de Bach representan un enfoque revolucionario de la medicina que podemos resumir en el dicho: “trata al paciente y no a la enfermedad “

Hacia finales de los setenta la Organización Mundial de la Salud reconoce el valor terapéutico de las esencias florales. Hoy en día prácticamente todos los países cuentan con elaboradores propios que investigan la flora local y dan soluciones a problemas tanto universales como específicos de su zona.

Así surgieron los diferentes sistemas; Orquídeas Europeas, del Amazonas, del Machu Pichu. Esencias de Australia (Bush), de California, Nuevas Esencias, Esencias del Himalaya, de la Atlántida, Flores del Alba, Findhorn (Escocia), Desierto florido de Chile, Golden Pyramide, etc.